Unete a Me Encanta el Chocolate:

¿Quieres una piel de porcelana? Lógralo con este milagroso tónico de arroz


Sin duda, el agua de arroz posee una variedad de bondades que son capaces de  rejuvenecer y regenerar a la piel. Usar diariamente este excepcional tónico natural, es una fabulosa alternativa que puedes aplicar para resguardar y cuidar la dermis de tu rostro. Este es un truco de belleza que han empleado las mujeres asiáticas desde hace siglos atrás, para así tener esa hermosa “piel de porcelana” que tanto las caracteriza.

Son múltiples los beneficios que brinda el estupendo tónico de arroz para la salud de la piel, entre los cuales se destacan: minimizar manchas, suavizar y tonificar la piel, combatir el envejecimiento. Todo esto es posible ya que, es poseedor, de las vitaminas E, C y B1.




Para que puedas disfrutar de estas cualidades, es necesario que aprendas cómo elaborar tu propio tónico de arroz, sigue leyendo y aprenderás.

LO QUE NECESITAS

Solo debes tener a tu alcance: un recipiente que tenga tapa, un escurridor, 100 gramos de arroz, 1 vaso y medio de agua que esté destilada.




¿CÓMO LO PREPARAS?
Ahora que tienes preparados tanto utensilios como los ingredientes, puedes proceder con la elaboración: haz una mezcla el agua y el arroz en el recipiente, luego coloca la tapa y conserva en un lugar seco durante la noche entera para que así, el arroz, desprenda sus maravillosos nutrientes y propiedades. Posteriormente, pasada la noche, solo debes colar esta combinación para separes el agua del arroz.

Para colocar el tónico en tu cara debes seguir los siguientes pasos:
1.    En primer lugar tienes que lavar tu rostro con bastante agua y utilizar un jabón limpiador que sea adecuado para  tu tipo de piel.
2. Usando un poco de algodón,  empápalo con agua de arroz y pásalo por la piel  de tu rostro y el cuello de forma uniforme.
3.    Para que el tónico tenga efecto, es recomendable que esperes entre 10 a 15 minutos.
4.    Luego que haya transcurrido ese tiempo, retira con agua tibia o fría y aplica sobre tu cara una crema humectante.

Mientras más veces lo emplees verás los resultados sorprendentes. Tu piel estará más suave, delicada y lucirá más fresca. Ahora para verte radiante no tendrás que recurrir tanto al maquillaje.

Escrito por: Arnellys Prado
Para: www.quenoticiasmaslocas.com
Twitter: @Arnellys