Unete a Me Encanta el Chocolate:

AVANZADAS TÉCNICAS CHINAS PARA COPIARSE EN LOS EXAMENES



Gran parte de los exámenes escolares de China están marcados por constantes tentativas de engaño por parte de los estudiantes.

El fin de semana pasado, los estudiantes chinos participaron en uno de los eventos más importantes de sus vidas. Se trata del Gaokao, lo que podría traducirse como “Prueba Nacional de Ingreso a la Educación Universitaria”. Es con este examen que los estudiantes de educación media son clasificados nacionalmente para que puedan ingresar a las principales universidades del país.






Pero no todos los jóvenes chinos logran ingresar a la enseñanza superior. La gran mayoría de estos no consiguen espacio y procuran burlar esta falta de oportunidad con técnicas bastante curiosas. La técnica de la respuesta anotada en la mano es nada, pues los chinos van mucho más allá. Hay técnicas para hacer trampa que dejarían al mismísimo James Bond con la boca abierta.


Moneda “de la suerte”.

Pero no siempre las tecnológicas son suficientes, es necesario tener mucha discreción para no ser atrapado. Todos los casos que verás a continuación involucran a personas sin mucho talento para el espionaje – a fin de cuentas todos fueron capturados con “las manos en la masa”. El primer caso implica a una pequeña moneda.


Esta se utiliza para activar cámaras instaladas en los anteojos preparados para enviar imágenes a alguien situado en el exterior. Los policías que descubrieron el artefacto no consiguieron saber cómo es que el servidor externo lograba devolver una respuesta al portador del sistema.


Comunicación avanzada.

Otro caso descubierto por los oficiales del Gaokao se puede apreciar en las dos próximas fotos. En un bolso, los policías descubrieron la presencia de un receptor de señales de telefonía, que se encontraba conectado a las axilas del portador.


El sistema también contaba con una cámara que se mantenía acoplada a una botella de agua que el mismo estudiante dejó sobre la mesa de prueba.




Bolígrafos de alta tecnología.

En una provincia china, 40 estudiantes fueron descubiertos utilizando bolígrafos de alta tecnología para hacer trampa en los exámenes. Estos bolígrafos eran capaces de escanear las preguntas para después enviarlas a fuentes externas.


Las respuestas eran retornadas a los estudiantes a través de puntos electrónicos acoplados en sus oídos.


Una blusa muy sospechosa.

Durante una verificación de los oficiales, una estudiante fue atrapada utilizando una blusa conectada a una cámara y a un celular. Todo el sistema era responsable por enviar información a un receptor externo.


Antes de juzgar a los estudiantes, recodemos que China es el país más poblado del mundo y eso se traduce en que el número de plazas universitarias sea muy bajo. El anhelo por hacerse de un lugar en una universidad puede provocar que muchos acaben adoptando medidas desesperadas.

marcianosmx.com